Egipto es mi Sueño
Egiptodreams
 

GRAN HIMNO A ATON

Alcemos nuestro corazón hacia Ra-Horajti,
Que se complace en la región de la Luz,eternamente vivo. El gran Atón vivo, que celebra la fiesta del sed, el Señor de todo lo creado, Señor del cielo, Señor de la tierra, Señor de la morada de Atón en Ajtatón.
Alcemos nuestra mirada al rey del Alto y el Bajo Egipto, el que vive de Maat, el Señor de las Dos Tierras, Nefer-Ke-Peruré, el único de Ra, el hijo de Ra que vive de Maat, el dueño de las dos coronas, Ajnatón, que sea larga su vida.
¡Oh, Atón! Tú apareces en la perfección de tu belleza, en el horizonte del cielo, disco viviente, creador de vida. Sales en el horizonte de oriente, llenas cada región con tu perfección. Eres bello, grande, brillante, elevado por encima de todo el Universo, tus rayos rodean las regiones hasta el límite de todo lo que creas. Tú eres el principio Solar, tú eres Ra, riges los países hasta los confines, los sostienes para tu hijo, al que amas.
Aunque estás lejos, tus rayos tocan la tierra: Estás ante nuestros ojos, pero tu camino celeste sigue siendo ignoto alos ojos de los hombres.
Te pones en Occidente yel Universo queda en tinieblas semejante a la muerte. Los hombres duermen en sus lechos con la cabeza bajo su manto, pues nadie reconoce a su hermano. Ni siquiera se percatan si sus bienes les son sustraídos de ante sus propios ojos.
Los leones salen de sus guaridas y los reptiles se tornan voraces. El mundo yace en el silencio, en la más profunda de las tinieblas, cuando el Creador descansa tras el horizonte.
Pero al amanecer tú resplandeces, Disco Solar, y surge el día. Disipas las tinieblas, difundes tus rayos. El Doble País está en fiesta, los hombres se despiertan y se levantan.
Con su cuerpo, ahora puro, se visten, y sus brazos se extienden hacia ti, adorándote. Los árboles y las hierbas reverdecen, todos los animales que vuelan viven cuando tú sales. Las barcas izan sus velas. Tus rayos penetran en el corazón del mar. El Nilo es un don tuyo a los extranjeros, atodo animal del desierto, un don para la tierra amada, Aha-Ka-Ptah, la tierra amada de Egipto.
Tú das la vida al hijo en el seno materno, tú das la vida a toda criatura. ¡Cuán amplia es tu creación ysin embargo nuestros ojos no la penetran! ¡Oh, Dios Único sin igual! Tú creas un Universo según tu corazón-conciencia pese a que estabas solo, pues eres el Único.
Tú ordenas armoniosamente las estaciones, desarrollas toda tu creación. Creas el cielo a lo lejos yte alzas en él, abarcas con tu mirada todo lo creado, permaneces en tu Unidad. Sales en tu forma de disco viviente que aparece y resplandece que está lejos, pero también cerca. Creas eternamente miles de formas a partir de ti mismo, pero permaneces en tu Unidad. Ciudades, tierras, campos, caminos, ríos, todo ojo te ve frente a sí.
Tú eres el Disco que crea el día por encima del Universo. Cuando sales haces crecer todas las cosas para el rey. Pones en orden todo el Universo, lo haces surgir para tu hijo, nacido de tu ser,
El rey del Alto y el Bajo Egipto, viviente en la Armonía Universal, El señor del Doble País, Hijo de Ra, el que vive de Maat, Dueño de las dos coronas, Ajnatón, que sea larga su vida, que su esposa amada, la gran reina del Doble País, Nefertiti, viva y rejuvenezca. Que así sea para siempre, eternamente.

 

©Aton, iluminando a Akenaton y familia.

Museo Egipcio de El Cairo

Egiptodreams y todo su contenido está registrado en la propiedad intelectual