Egipto es mi Sueño
Egiptodreams
 

HIMNO A OSIRIS

Adoración a Osiris por el supervisor del ganado [de Amón, Amen], y la señora de la casa Nefertari. Él dice:


¡Salve Osiris!
Señor de la eternidad, rey de dioses,
De múltiples nombres y sagradas manifestaciones,
De secreta figura en los templos.
Noble de Ka que preside en Dyedu
De generoso sustento en Sejem,
Señor de la alabanza en Adyeti.
El primero en las ofrendas de On.
Señor del recuerdo en la Sala de las Dos Verdades,
Secreto Ba del señor de la caverna.
Sagrado en el Muro Blanco.
Ba de Ra, su cuerpo.
Que reposa en Neni-Nesu,
Que es venerado en el árbol naret,
que creció para llevar su Ba.
Señor del palacio en Jmun,
Grandemente reverenciado en Shashetep,
Señor de la eternidad que preside en Abidos,
Que habita en la necrópolis.
Cuyo nombre perdura en las bocas de las gentes,
El más anciano de las Dos Tierras,
Sustento ante la Enéada,
Poderoso espíritu entre los espíritus,
a quien Nun ha dado sus aguas.
El viento del norte sopla hacia el sur por él,
El cielo produce el viento para su nariz,
para que éste su corazón quede satisfecho.
Las plantas brotan según su deseo,
Los campos hacen crecer su alimento por él,
El cielo y sus estrellas le obedecen,
Las grandes puertas se abren para él.
Señor de alabanzas en el cielo meridional,
Adorado en el cielo septentrional,
Las estrellas Imperecederas están bajo su gobierno,
Las estrellas Infatigables son su morada.
Se le entrega la ofrenda según la orden de Geb,
La Enéada le venera,
Los de la Duat besan el suelo,
Los que habitan la necrópolis se inclinan,
Los antepasados se regocijan al verle,
Y los que están más allá le temen.
Las Dos Tierras reunidas le adoran,
Cuando su Majestad se aproxima.
El más poderoso noble entre todos los nobles,
De función duradera y firme gobierno.
El buen lider de la Enéada,
Bondadoso de amable mirada.
Que inspira temor a todas las tierras,
Para que su nombre sea el primero,
y que todas le hagan ofrendas.
Señor del recuerdo en el cielo y la tierra,
Rico en alabanzas en el festival Uag.
Aclamado al unísono por las Dos Tierras.
El primero de sus hermanos,
El primogénito de la Enéada,
Que estableció a Maat a lo largo de las Dos Orillas,
Y puso al hijo en el trono de su padre.
Loado por su padre Geb,
Amado de su madre Nut.
Poderoso cuando derriba al rebelde,
De brazo fuerte cuando mata a su adversario,
que atemoriza a su enemigo,
que derrota a los conspiradores del mal,
cuyo corazón se mantiene firme cuando pisotea a los rebeldes,
El heredero de Geb en el reinado de las Dos Tierras.
Viendo su valor le concedió
Dirigir las tierras a buen destino.
Situó esta tierra en su mano,
Su Agua, su viento,
Sus plantas y todo su ganado,
Todo lo que vuela, todo lo que se posa,
Sus reptiles y su caza del desierto,
Le han sido concedidos al hijo de Nut,
Y las Dos Tierras están satisfechas con él.
Mostrándose en el trono de su padre,
Como Ra cuando se eleva en el horizonte,
Da luz a la oscuridad,
Ilumina la sombra con sus plumas,
Inunda las Dos Tierras como Atón al alba,
Su corona penetra en el cielo y se confunde con las estrellas,
Es el guía de todos los dioses,
De mandato eficaz,
alabado por la Gran Enéada,
amado por la Pequeña Enéada.
Su hermana es su protección,
la que expulsa a los enemigos,
la que reprime las acciones de los que alteran,
por medio del poder de su palabra,
La de lengua hábil, cuyas palabras no se equivocan,
De eficaz Mandato,
Poderosa Isis, protectora de su hermano,
Que le buscó sin fatiga,
que vagó por la tierra lamentándose,
no cesando hasta que lo encontró.
Hizo una sombra con su plumaje,
produjo el aliento con sus alas,
Y exultante de alegría se unió a su hermano.
Alejó la fatiga de aquel de corazón cansado,
recibió la semilla y concibió al heredero.
Crió al niño en soledad,
sin que su morada fuera conocida.
Lo presentó, una vez que su brazo se hizo fuerte,
a la Gran Sala de Geb.
La Enéada estaba exultante:
‘¡Bienvenido, Hijo de Osiris,
Horus, de corazón firme, justificado,
Hijo de Isis, heredero de Osiris!’
El Tribunal de Maat se reunió por él.
La Enéada, el Señor del Todo,
y los Señores de Maat, unidos en ella,
que evitaron la maldad,
Sentados en la sala de Geb,
para entregar el cargo a su señor,
el reinado a su legítimo propietario.
Horus fue hallado justificado,
Le fue asignado el rango de su padre,
Salió coronado por orden de Geb,
y recibió el gobierno de las Dos Orillas.
La corona blanca firmemente establecida sobre su cabeza,
adscrita la tierra a sus posesiones,
el cielo y la tierra están bajo su dominio,
La Humanidad se le ha confiado,
El pueblo llano, los nobles y el pueblo solar,
Egipto y las Hau-Nebu.
Lo que Atón rodea se encuentra bajo su cuidado,
El viento del norte, el río, la inundación,
El árbol de la vida y todas las plantas.
Nepri da todas sus hierbas.
La Generosidad de los campos trae la saciedad,
y se la ofrece a todas las tierras.
Todo el mundo está exultante de alegría,
Los corazones estan contentos, los pechos alegres
y todas las gentes se regocijan
Todos ensalzan su bondad:
¡Qué grato es su amor por nosotros!
Su benevolencia colma los corazones,
Y grande es el amor por él.
Han presentado a su adversario al hijo de Isis,
su ataque le venció,
El perturbador ha sido dañado.
Su destino ha dado alcance a aquel que cometió la ofensa.
El hijo de Isis que abanderaba a su padre,
Sagrado y espléndido es su nombre,
La Dignidad ha tomado su asiento,
La magnificencia se ha establecido según sus leyes,
Los caminos estan abiertos, las sendas están libres.
¡Cómo prosperan las Dos Orillas!
Se ha expulsado el mal y alejado el crimen,
La tierra está en paz bajo su señor,
Maat ha sido establecida para su señor,
Se vuelve la espalda a la mentira.
¡Qué puedas estar satisfecho, Un-nefer!
El hijo de Isis ha recibido la corona,
La función de su padre le ha sido asignada
En la Sala de Geb.
Ra ha hablado y Thot lo ha registrado.
El consejo (de los dioses) ha asentido.
Tu padre Geb ha ordenado para ti,
y se ha actuado de acuerdo a su palabra.
Una ofrenda que el Rey concede (a) Osiris Jentyamentiu, señor de Abidos, para que él conceda una ofrenda de pan y cerveza, bueyes y aves, ungüentos, vestidos y toda clase de plantas, así como la creación de sus manifestaciones: ser fuerte como Hapy, avanzar como ba viviente, ver a Atón al alba, ir y venir a Rosetau,(25) sin que ningún ba sea excluido de la necrópolis.
¡Qué pueda estar satisfecho entre los favorecidos ante Un-nefer! recibiendo las ofrendas del altar del Gran Dios, respirando el grato viento del norte, bebiendo de las aguas del río, para el Ka del supervisor del ganado de [Amón], [Amen]mose, justificado, nacido de la señora Henut, justificada, y de su amada esposa, [la señora Nefertari, justificada].

 

Egiptodreams y todo su contenido está registrado en la propiedad intelectual