Egipto es mi Sueño
Egiptodreams
 

: EGIPTO DURANTE EL IMPERIO NUEVO Y EL TERCER PERÍODO INTERMEDIO

 

EL Reino Nuevo

 Ahmosis y los comienzos de la XVIII dinastía

La XVIII dinastía es una de las más conocidas de la historia de Egipto. En ella, t hasta la XXI , los faraones extienden sus fronteras a Siria, Palestina y Nubia, creando un gran imperio.

Comienza con ahmosis, que, tras la conquista de Avaris, acabó con la dominación de los hiksos, e inició una expansión a Nubia y Siria-Palestina.

La campaña siria-palestina podría haber ocurrido por el deseo de borrar los restos del pasado, cuando los hiksos dominaban Egipto, y por ello los persiguieron y destruyeron sus centros de gobierno.

En Nubia, realizó tres campañas, acabando con el reino de Kush.

Fue una política exterior agresiva, que abrió las puertas para la creación de un imperio, aunque lo hizo a base de pequeñas batallas, no de grandes campañas. Las únicas fuentes para conocer estos datos son las biografías de algunos soldados que relatan estas campañas.

Otra característica del reinado de Ahmose, es que sienta las bases para la importancia que va a tener la mujer respecto al faraón, en el Reino Nuevo.

En su caso, destacan su abuela Tetisheri, su madre Ahotep y su esposa Ahmes-Nefertari.

Respecto a la política constructiva, se dedicó a la construcción y restauración de templos, especialmente el templo de Amón en Karnak.

Su sucesor fue Amenhotep I, cuyo reinado fue muy pacífico, realizando sólo una campaña en Palestina, para afianzar el control.

Continuó con la política de construcción de Ahmose, y fue el primer faraón en separar su tumba de su templo. Se conocen también, de esta época, las primeras composiciones del libro del Amduat, donde se describe el viaje del sol por el inframundo hasta renacer cada mañana.

Le sucedió Tutmosis I, que legitimó el acceso al trono casándose con Ahmose, hemana de Amenhotep I, naciendo de esta unión Hatshepsut.

Tutmosis I comenzó a dar la imagen de faraón guerreo, que extiende las fronteras de Egipto hasta límites nuevos.

Realizó numerosas cacerías, que simbolizaban el domino sobre el medio conquistado.

Su sucesor, Tutmosis II, afirmó el control de Egipto en Nubia. Al morir, y siendo el futuro Tutmosis II menor de edad, lo sucedió en regencia Hatshepsut.

 

Hatshepsut y Tutmosis III

Hatshepsut actuaba como regente de Tutmosis III, ya que éste era menor de edad para asumir el trono. Poco después, asumió eta mujer el título de faraón de Egipto.

Su reinado fue pacífico, ayudado porque no existían conflictos en esa época, a pesar de que se le achacó a que una mujer no podía dirigir el ejército, Asca y todo, realizó una importante expedición al País de Punt, descrita en su templo de Deir el-Bahari.

Esta expedición es el reflejo de la necesidad que Egipto tenía de conseguir ciertos productos

Hatshepsut actúa como un faraón, e intenta legitimar su derecho a reinar, incluso cuando Tutmosis III se hace mayor de edad. Por un lado, alega su supuesta corregencia con Tutmosis II. Pro otro, relata su "nacimiento divino", engendrada por Amón, en su templo funerario. Por último, grabó en el templo de Karnak cómo su padre la reconocía como rey y solicitaba la bendición de los dioses tebanos.

Hatshepsut se rodeó de personajes muy importantes:

•  Hapuseneb, gran sacerdote de Amón, que la apoyaba.

•  Nesehy, que dirigió la expedición a Punt.

•  Senmut, un personaje muy especial, arquitecto y consejero, y posible amante de la reina.

 

Durante el reinado de Hatshepsut, se produjo un período de paz y estabilidad, sin amenazas externas. Esto le permitió realizar una importante política constructiva, durante sus veinte años de reinado, que culminaría con su templo en Deir El-Bahari.

En tiempos de Ramsés II se borró todo resto de su memoria, incluso eliminándola de las Listas Reales.

La sucedió Tutmosis III, n faraón guerrero que tuvo que comenzar su reinado haciendo frente a una coalición de 330 príncipes de Siria-Palestina, encabezada pro Kadesh y apoyada pro Mitanni, a la cual venció, conquistando muchas ciudades. Tutmosis III realizó muchas campañas más, hasta llegar a su guerra contra Mitanni.

Continuó conquistando tierras, pero era difícil controlar lugares tan lejanos, Por ello, firmó un tratado con Mitanni, por el cual delimitaban sus áreas de influencia.

En resumen, en el reinado de Tutmosis III se pasa de expediciones cuya finalidad era sufocar revueltas o cobrar tributos, a grandes conquistas, que exigían un mayor control de la administración.

Para ello se recurría a los matrimonios diplomáticos, así como a la educación de los príncipes para "egipcianizarlos".

Administrativamente dividió el territorio en tres grandes provincias, regidas por gobernadores:

•  Canaán, administrada desde Gaza.

•  Amurru, desde Simurru.

•  Apu, administrada por Kumidu.

 

Así, Egipto, comenzó a entrar en las dinámicas de política y comercio del Mediterráneo, lo que llevó a un período de paz y prosperidad.

Respecto a la debatida persecución de la memoria de Hatshepsut, según los últimos trabajos, pudo deberse simplemente a una reutilización de los materiales para su actividad constructora, ya al final de su reinado.

Su sucesor fue Amenhotep II, ejemplo de rey atleta. Realizó campañas militares en Siria, y llegó hasta Kadesh, teniendo a Mitanni como su principal problema.

Se habla de cifras exageradas de prisioneros en estas campañas, pudiendo ser debido a que sometían ciudades y se referían al total de sus habitantes.

Derrotó a los Shasu y a los hapiru (población marginal peligrosa).

Fue sucedido por Tutmosis IV, que intensificó sus relaciones con Mitanni, así como se casó con una princesa hitita. Comenzó un largo período de paz en toda la zona. Egipto aumentó, entonces, su actividad constructora, y mejoró los intercambios comerciales.

Aumentó la importancia de Menfis como centro político y administrativo, y Tebas quedó como ciudad religiosa, necrópolis, lugar de ofrendas, y festivales.

 

Amenhotep III y el apogeo de la dinastía XVIII

El reinado de Amenhotep III se caracterizó por la prosperidad y la estabilidad, con un período de paz en que no tuvo que realizar ninguna campaña.

Se dedicó a la actividad constructora, y puso las bases para la reforma de Akhenaton, su hijo.

De su reinado se conservan las obras de Luxor con las escenas de su nacimiento divino.

Construyó un templo de Nubia, dedicado a su esposa Tiye, que participaba en las ceremonias religiosas junto a su esposa. Así mostraba a la familia real como divina.

Destacan también los escarabeos conmemorativos en los que expresa matrimonios y actos políticos.

En definitiva, realizó numerosas construcciones que nos han llegado en muy mal estado, como su templo funerario, del que sólo quedan los colosos (llamados de Memnon).

El comercio y sus relaciones internacionales fueron muy importantes. En algunas de sus estatuas hay inscripciones con referencia al Egeo o Micenas, y se ha hallado abundante cerámica micénica que trata de su reinado.

Se han encontrado numerosas cartas en el archivo de Tell el-Amarna, de contenido diplomático.

Además, continuó la política de matrimonios diplomáticos, realizando numerosas alianzas con los países vecinos.

Las diosas Sekhmet, datadas de su reinado, vinculadas a la guerra y a las enfermedades, pudieron ser fabricadas como protección contra una epidemia de peste.

Con esto llegamos al reinado de Amenhotep IV, Akhenaton.

 

Amenhotep IV (Akhenaton) y la reforma religiosa

Amenhotep IV creció durante el reinado de su padre, Amenhotep III, viviendo el esplendor de Egipto y una época de paz.

Akhenaton solo realizó una campaña en Nubia.

Aún existe debate sobre si existió corregencia o no con su padre, y de cuánto duraría. De haberla habido, su reinado en solitario se habría reducido a 5 años, lo cual es podo probable. Además, no hay pruebas de esta corregencia.

El heredero al trono, su hermano Tutmosis, murió antes que su padre. Para su coronación, Akhenaton ya estaba casado con Nefertiti, mujer muy influyente en este rey.

En el año 3 del reinado hay un cambio en la arquitectura, y en el arte en general, comenzándose a usar el nombre de Atón, y escribiéndolo en dos cartuchos, como si fuera el rey.

Algunas de las principales características de este reinado fueron la importancia de Atón sobre otras divinidades, la importancia de Nefertiti en la participación en los ritos, y el papel del ejército.

Comenzó a construir su tumba en el Valle de los reyes, realizó unos colosos de aspecto andrógino, que llevó a pensar que se trataba de un rey enfermo, y comenzó a construir templos a Atón. Estos templos eran abiertos, desde los que se pudiera ver el disco solar.

Debido a la presión del claro de Amón, se decidió a construir una nueva ciudad, Akhetaton, el horizonte de Atón.

En el quinto año de su reinado, se cambió el nombre de Amenhotep a Akhenaton, y en el sexto se trasladó a la nueva capital. Rodeó la ciudad de estelas fronterizas, que delimitaban la ciudad, y en las que explicaba su decisión de crear la ciudad.

LA ciudad estuvo ocupada durante muy pocos años. Se trataba de un a ciudad muy ordenada, con grandes avenidas y espacios abiertos para jardines y estanques.

Estaba dividida en tres partes: la ciudad norte, la ciudad central y la ciudad sur. En los alrededores estaba la villa de los trabajadores.

Toda la vida de la ciudad dependía de la familia real, que era intermediaria entre el disco solar y el pueblo, formando una triada.

Akhenaton había clausurado los templos de Amón y prohibido su culto. Pero la religión popular seguiría teniendo sus ideas y tradiciones.

La persecución no fue para todos los diose, por lo que no se puede hablar de un monoteísmo.

Todos los cambios de Akhenaton no son producto de una mente enferma, sino, posiblemente, su único error fue hacerlo todo demasiado rápido.

Respecto a su calificación de "pacifista", no tiene razón de se. Su padre no realizó ninguna campaña. Él, sin embargo, realizó una a Nubia.

En el año 12 de su reinado muere se hija, además de desaparecer Nefertiti de las fuentes, y empezar a recibir embajadores en el palacio de Amarna.

En el año 17 de su reinado muere, subiendo al trono Smenkhare, un personaje desconocido del que n se sabe realmente su origen.

Lo sucedió Tutankhamon, quien restableció el orden.

 

La restauración del clero de Amón y el fin de la dinastía

Tras la muerte de Smankhare llegó al trono de Egipto Tutankhamon, posiblemente familiar de Akhenaton.

Reabrió el templo de Amón en Tebas, reanudando las obras y proclamando su Decreto de Restauración, restableciendo los antiguos cultos.

Amón recupera su importancia, el clero su influencia y los templos sus recursos económicos.

Murió muy joven, a los 18 años, lo que sumió a Egipto en una crisis de poder. No se sabe si murió asesinado o no. A su muerte, su esposa Ankhesenamon, escribió al rey hitita, Suppiluliuma I, pidiéndole a uno de sus hijos como marido y rey de Egipto. Este rey se lo concedió, pero fue asesinado por el camino. En ese momento comenzaron los conflictos entre Egipto y Hatti.

Mientras tanto, Ay ascendió al trono, pudiéndose haber casado con la viuda del rey. Su reinado sólo duró cuatro años.

Tomó el mando Horemheb, general del ejército que no pertenecía la familia real.

Promulgó el decreto de su nombre, en el que se describe la mala situación de Egipto, con una administración corrupta.

En el reto del Mediterráneo, también se estaban produciendo importantes cambios.

Se han hallado pruebas de que, ni durante el reinado de Akhenaton se dejaron de mantener relaciones internacionales.

Termina un período de Egipto muy rápido, tanto en sus reformas como en su vuelta a lo anterior. Fue borrado todo resto de Akhenaton y destruidos sus monumentos. Desapareció de las Listas Reales.

 

La XIX dinastía: los primeros ramésidas

La XIX dinastía se inicia con Ramsés I, que pertenecía a una familia de militares.

Estos faraones desarrollaron una activa política militar, haciéndose representar en carro de combate y derrotando a los enemigos.

Amón dirige al faraón en el combate, por lo que adquiere aún más importancia en esta época.

En la dinastía anterior la guerra había sido de expansión, pero en la XIX dinastía, el objetivo es de defensa respecto a los enemigos cercanos y a las incursiones de los libios.

Estos faraones encontraron su principal apoyo en el ejército, intentando limitar el poder del clero de Amón, potenciando otros cultos.

Esta dinastía gobernó Egipto después de la Reforma de Akhenaton y las restauraciones posteriores.

Al contrario que potenciar el papel del faraón como intermediario con la divinidad, aumenta el culto más personal, una relación del pueblo directa con los dioses. Es lo que se llamó la "piedad personal.

La XVIII dinastía terminó con Horemheb que, al no tener herederos, asoció al trono a un militar, que adoptaría dicho nombre de Ramsés I. Su reinado fue muy breve, sin tiempo para desarrollar una política exterior o interior (duró menos de un año). Del mismo destaca su actividad constructora en Abydos. Asoció el trono a Seti I.

Seti I tuvo que continuar la actividad militar en Siria-Palestina, llegando a Kadesh, así como una campaña contra los libios.

Es representado en el campo de batalla, luchando junto al resto del ejército, en vez de golpeando a los enemigos como era costumbre.

Seti I legitimó el derecho de su familia a reinar, representándose junto a su hijo Ram´ses II, presentando sus respetos a los antepasados reales. Como consecuencia, nació la Lista Real de Abydos, donde no consta ni Hatshepsut, ni los reye de la época de Amarna.

Este reinado preparó el camino a Ramsés II, fortaleciendo a Egipto para el enfrentamiento con los hititas

 

Ramsés II y la Batalla de Kadesh

El reinado de Ramsés II representa el último apogeo de Egipto, ya que a partir del mismo, Egipto irá perdiendo su imperio, y se sumirá en una crisis política y económica.

Es el principal candidato a ser faraón del Éxodo, construyendo una nueva capital en Pi-Ramsés.

En la primera parte de su reinado, se llevó a cabo una importante política exterior, teniendo que hacer frente en el año 2 a los Pueblos del Mar, que integraría como mercenarios del ejército egipcio.

En el año 5, se enfrentó a los hititas en la Batalla de Kadesh, hecho que Ramsés II grabó por todas partes, en templos y estelas.

Se presentó como el gran vencedor, aunque la realidad es que Ramsés II logró salvar a su ejército de un gran desastre, mientras que los hititas se dedicaban al saqueo.

Logró retirar a su ejército ante la superioridad hitita. El resultado de la batalla fue incierto.

Egipto se benefició de lo que rodeaba al imperio hitita, amenazado por Asiria, Anatolia y pueblos de las montañas, que obligó a Hatti a sellar la paz con Egipto.

Al mismo tiempo, Egipto estaba amenazado pro poblaciones libias, y el reino de Moab.

Con todos estos problemas, Ram´ses II y Hattusilis III firmaron la paz, contemplando la extradición de refugiados políticos, Quedaría sellado con el matrimonio de Ramsés II con dos princesas hititas, comenzando una gran actividad diplomática, reseñada en los archivos hititas.

Ramsés II comenzó la construcción de una nueva ciudad en Pi-Ramsés, cerca de Avaris, capital de los hiksos.

La construcción de esta ciudad es una de las principales pruebas para identificar a Ramsés II como el faraón del Éxodo, al ser Pi-Ramsés citada en el relato bíblico. De momento, no hay documentación egipcia que lo corrobore.

Tras asegurar el control de las fronteras, Ramsés II comenzó una gran actividad constructora, que extendió hasta Nubia. Utilizó materiales de monumentos de faraones anteriores.

Construyó los Templos de Abu-Simbel, la tumba de Nefertari, grandes ampliaciones en Karnak, el Ramesseum y un largo etcétera.

Su reinado fue muy largo y tuvo muchos hijos, varios de los cuales murieron antes que su padre, planteando un problema sucesorio.

Lo sucedió Merneptah, que tuvo que hacer frente a grandes problemas exteriores.

 

La XX dinastía; Ramsés III y sus sucesores

EL faraón más importante de la XX dinastía es Ramsés III. De su reinado destaca la construcción de su templo funerario en Medinet Abu, en cuyos muros se representan las victorias que supuestamente obtuvo sobre sus enemigos, los Pueblos del Mar, a quien Ramsés III derrota en el 8º año de su reinado.

Frenó a los Pueblos del Mar, en la primera batalla naval de Egipto, posiblemente cerca del Delta. Esto indica que las fronteras de Egipto estaban amenazadas y había que defenderlas de invasiones.

A pesar de las victorias, Egipto seguía perdiendo posesiones, reduciendo su imperio al mínimo.

Realmente, las grandes victorias reseñadas por Ramsés III en su templo, se correspondería con pequeñas victorias sobre diversas entidades menores.

Se trató de pequeños pueblos, algunos de ellos que participaban en actos mercenarios o piratas, a los que Ramsés III se refiere como "confederación".

Respecto a los problemas interiores, tuvo que hacer frente a las "Conspiración del harén", en que algunos de sus familiares intentaron asesinarlo, y no se sabe aún si lo consiguieron.

Esta inestabilidad política se extiende a la economía, con unas subidas de precios que ocasionaron disturbios y hambre. Esto provocó que los obreros de Deir el-Medinah no cobraran su salario, y fueran a la primera huelga de la historia.

La situación también está documentada en el Papiro Harris, del reinado de Ramsés IV, que nos informa de la situación del campo y del país en general.

A la muerte de Ramsés III, la situación se deteriora definitivamente, sucediéndose usurpadores y reyes efímeros.

Se produjeron luchas de poder dentro de la familia real y se abandonaron las expediciones fuera del país.

EL último faraón fue Ramsés XI, que destruyó al Gran Sacerdote Amenhotep, poniendo en su puesto a Herihor.

En el Bajo Egipto ascendió Smendes, volviéndose a producir la división de poder entre el Alto y Bajo Egipto. Finaliza así el reino nuevo.

 

La organización del Estado en el Reino Nuevo

En cuanto al faraón, hay que destacar dos elementos, la legitimidad y la amplitud de poderes.

La legitimidad venía por el carácter divino que se transmitía por vía maternal. Este carácter divino venía del deseo de Amón, por lo que era frecuente que el Gran Sacerdote de Amón eligiera al rey.

Ya al final de la dinastía, el poder real se iba debilitando por lo que algunos sacerdotes llegaron a sustituir a los reyes.

En principio, todos los poderes estaban en manos del faraón, pero la amplitud del estado hizo necesaria también la amplitud de poderes hacia los altos funcionarios, que dirigían la administración y el ejército, a cuya cabeza estaba un representante de la familia real.

La política de conquista condujo a la creación de un ejército profesional, formado por egipcios y mercenarios procedentes de otras regiones.

Frecuentemente, los mandos del ejército se hacían cargo del botín y los premios, lo que dio origen a una aristocracia militar. Era tan importante, que algunos de los jefes del ejército llegaron a ser generales.

 

La economía

Los problemas económicos del imperio Nuevo comenzaron con los enormes gastos ocasionados por el culto a Atón y la corte real de Amarna.

Al no haber campañas ni conquistas, tampoco se ingresaban botines ni tributos.

Además, la pérdida del imperio asiático produjo un duro golpe a la economía.

La ruina de los Templos de Amón hizo que aumentara el desempleo, aunque no se produjeron revueltas, ya que el ejército apoyaba al faraón.

Sin embargo, el clero de Amón y la aristocracia sí organizaban complots e insurrecciones contra el rey, pero eran rápidamente sofocadas por el ejército.

Ya en la dinastía XIX se produce una crisis económica, ya que los recursos no llegaban al faraón, sino al templo de Amón, por lo que el Gran Sacerdote manejaba las finanzas.

Al mismo tiempo, se corta el suministro de plata por la caída de los hititas, se pasa a la edad de hierro, y les faltan recursos para comprar el hierro.

La situación económica se agrava y se produce una inflación en tiempos de Ramsés II

En tiempos de Ramsés IV es una familia del alto Egipto la que ocupa los cargos de cobrador de impuestos y de Gran sacerdote de Amón.

Toda esta situación ocasiona una época de miseria, produciéndose levantamientos al final de la dinastía XX:

A la muerte de Ram´ses XI, Egipto quedó dividido en el Norte, con capital en Tanis, y el Sur, con capital en Tebas.

 

El culto a los muertos y las innovaciones artísticas

A partir del reinado de Amenhotep I cambió la concepción de los complejos funerarios reales. Así, mientras los reyes eran enterrados en hipogeos en el Valle de los Reyes, el culto funerario se llevaba a cabo en los templos de millones de años o funerarios, separados de las tumbas.

EL mejor conocido es el de Hatshepsut, en Deir el-Bahari, construido en la roca por Senenmut.

Del templo funerario de Amenhotep III se conservan sólo dos colosos de la entrada, conocido como los Colosos de Memnon.

Otros templos funerarios conocidos son los de Seti I en Gurna, el Ramesseum de Ramsés II y el de Medinet Abu de Ramsés III.

Las tumbas reales se encontraban en el Valle de los Reyes, tambíen desde Amenhotep I. Se trata de hipogeos excavados en la roca, con rampas, escaleras salas y pilastras. En la última sala se encontraba el sarcófago con la momia del rey.

Como característica de la dinastía XVIII se construyen con un eje en ángulo recto, aunque en la dinastía XIX se cambian a eje rectilíneo.

El único rey no enterrado en el Valle de los Reyes desde la citada época, es Akhenaton, que fue enterrado en el Wadi Real de Tell el-Amarna.

Los hipogeos de reinas, príncipes y princesas se hallan en el Valle de las Reinas.

 

EL TERCER PERÍODO INTERMEDIO

 

La decadencia del Reino Nuevo y el inicio del Tercer Período Intermedio. Smendes y Pinedjem. Tebas y Tanis. Los libios. Etíopes y saítas

 

El Reino Nuevo se extingue con una Larga lista de reyes llamados Ramsés. Con ellos se agudizan los problemas y la situación se hace insostenible.

En primer lugar, la pérdida de poder del rey, de cuyo control escapan la administración civil y religiosa.

Otro problema importante es el sucesorio, agudizado con estos reyes ramésidas, de reinados muy cortos.

Comienza el expolio de las tumbas, pudiéndose salvar algunas momias de reyes importantes sacándolas de sus tumbas y metiéndolas en escondrijos, en los que han llegado hasta nosotros.

Durante el reinado de Ramsés XI, el Sumo Sacerdote, Herihor, se instala como gobernante en el Alto Egipto, mientras que un militar llamado Smendes, establece su gobierno en el Delta.

Herihor gobernaba desde Tebas y Smendes desde Tanis. Ambos gobiernos coexistieron pacíficamente.

A partir de este momento no existirá un Egipto Imperial, y su evolución histórica será muy diferente de otros períodos intermedios.

En un primer momento, Tebas y Tanis van a convivir sin problemas, surgiendo a continuación nuevos poderes relacionados con los libios, que habían entrado en Egipto, tomando las costumbres faraónicas y teniendo como centro principal Heracléopolis.

Al tiempo, la presencia en Nubia de los egipcios era testimonial, no realizándose expediciones, por lo que se fue forjando una dinastía que más adelante conquistaría todo Egipto.

La ciudad de Tanis se creó en tiempos ramésidas, pero fue en la época de Psusennes I cuando se construyeron templos y edificios de acuerdo con la existencia de una corte. Aquí fue donde Montet descubrió las tumbas reales con los tesoros ajuares intactos.

En esta zona siguen surgiendo poderes que intentarán con el tiempo controlar la región de Tebas o, al menos, ejercer algún tipo de influencia sobre sus instituciones.

La dinastía de Sumos Sacerdotes en Tebas tuvo como consecuencia que fuera el dios Amón el que dirigiera la política, por medio de los oráculos.

Pero, como hemos visto, la convivencia ente Tebas y Tanis fue pacífica, llegando Smendes, de Tanis, a vivir unos años en Tebas y a realizar las obras obligadas en la ciudad de Amón.

En Tebas, al morir Herihor, el cargo de Sumo Sacerdote pasó a Piankh, que reconoció a Smendes como faraón, pero que estableció una línea sucesoria de Sumos Sacerdotes, nombrando heredero suyo a su hijo, Pinedjem. Éste, al suceder a su padre, tomó titulatura real, aunque no hay constancia de conflictos con Smendes.

En Tanis, a la muerte de Smendes, le sucede Psusennes I, quien también se nombró Sumo Sacerdote de Amón.

Ésta era la situación de la XXI dinastía, recibiendo toda las atenciones Tebas y Tanis, mientras que las relaciones con el exterior eran prácticamente nulas.

Comienza la XXII dinastía con Sheshonk I, General del ejército, casado con un miembro de la familia real.

Su primera medida fue terminar con la heredabilidad del cargo de Sumo Sacerdote de Amón, imponiendo para ese cargo a un hijo del faraón. En este caso, fue su hijo, Iuput el que lo ocupó. En este reinado, Egipto retoma su actividad en el exterior, a bajo nivel.

Lo sucede su hijo, Osorkon I, que continuará la política de su padre y nombró su propio Sumo Sacerdote.

El mantenimiento del equilibrio de poderes era muy difícil, por lo que, durante el reinado de Takelot II tuvo lugar una guerra civil, produciéndose otra fragmentación del país, en la que Petubastis, príncipe de Tanis, fundó una nueva dinastía, llamándose Sheshonk III. Era la XXIII dinastía.

La dinastía XXIV surgió en torno a la ciudad de Sais. Se produjo una situación de anarquía, a la vez que en Nubia se iban poniendo las bases de la XXV dinastía.

Al final del Reino Nuevo, había desaparecido toda presencia egipcia en Nubia. El primer gobernante que conocemos es Alara, sucedido por Kashta, quien tomó la titulatura faraónica.

Durante el reinado de Piankhy, el reino nubio dominó Tebas. Se trata de una dinastía etíope, también llamada de "los faraones negros". Se tuvo que enfrentar a la dinastía saíta, que organizó una coalición de gobernantes, que fue finalmente derrotada por Piankhy. Este rey toma los modelos y costumbres de los reyes egipcios.

A pesar de que su victoria fue total, permite que algunos gobernantes gobiernen Tanis, Heracléopolis o Hermópolis, anquen sometidos a su poder.

Se produjo entonces una época de paz, y de control sobre todo el territorio. Esto hizo que Piankhy se pudiera concentrar en la construcción del templo de Gebel Barkal, como réplica del de Karnak, y se volviera a la pirámide como forma de enterramiento.

Posteriormente, Shabaka, rey de Nubia, decide intervenir en Egipto más directamente, y se trasladó a Menfis, donde inicia una gran tarea constructiva.

En este tiempo, Egipto deja de apoyar sublevaciones contra Asiria en Palestina, por lo que hay un período de tranquilidad.

En tiempos de Taharka se produce el enfrentamiento entre Egipto y Asiria, logrando Egipto la victoria en un principio, pero ganando la batalla final Asarhadon, que se establece en Menfis, nombrando pequeños reyes en el Delta. Taharka anima rebeliones contra los asirios, y Asurbánipal, sucesor de Asahardon, dirige el ejército contra Egipto haciendo huis a Taharka.

Asurbánipal solo deja en su cargo a Necao de Sais, y a su propio hijo Psamético I. Con ello, el dominio saíta es total. Al morir Necao, Psamético I es rey de Egipto.

En todo momento, todos estos reyes nubios mostraron respeto por las tradiciones faraónicas, construyendo sus templos al estilo egipcio, tanto en Egipto como en Nubia.

 

  VOCABULARIO TEMÁTICO

 

•  Amosis- Nombre de dos faraones de Egipto: Ahmosis I fundó la XVIII dinastía, expulsó a los hicsos de Egipto y consolidó el poder de Tebas. Ahmosis II fue el penúltimo rey de la XXVI dinastía.

•  Amenofis o Amenhotep- uno de los cuatro faraones egipcios de la XVIII dinastía:

•  Amenhotep I , que reinó cimentando el naciente Imperio egipcio.

•  Amenhotep II quien, junto a Thutmose III, llevaría el país a su máxima extensión a victorias sin igual contra los otros reinos.

•  Amenhotep III el faraón que tuvo el honor de disfrutar de una época de calma, paz y riqueza sin igual.

•  Amenhotep IV el hijo del anterior, mucho más conocido como Akhenatón .

 

•  Hatshepsut- reina-faraón de la dinastía XVIII de Egipto , y llegó a ser la mujer que más tiempo estuvo en el trono de las "Dos Tierras".

•  Tutmosis IV- faraón de la dinastía XVIII de Egipto . Adoptó el acadio como lengua diplomática, mantuvo una red de relaciones con sus países vecinos mediante el envío de embajadores y estableció un protocolo diplomático.

•  Atón- era una deidad solar del Antiguo Egipto que representaba al disco solar en el firmamento. Se le consideraba el espíritu que alentaba la vida en la Tierra , en la Mitología egipcia .

•  Amón- «El oculto», símbolo del poder creador. Originalmente una deidad tebana, cuyo culto se popularizó cuando la ciudad de Tebas pasó a ser una de las más influyentes de Egipto , tras la expulsión de los hicsos a manos de los príncipes tebanos que darían origen a la Dinastía XVII .

•  Estatua cubo- es un caso muy especial de estatua. Se trata de imágenes masculinas, en las que el hombre está como sentado en el suelo, con las rodillas dobladas y recogidas contra el cuerpo. Del cubo solo sobresalen la cabeza y los pies, excepto en la estatua-cubo de Senmut, en la que también sobresale la cabeza de la pequeña Neferure.

•  Tebas- Ciudad el Alto Egipto, que empieza a tener importancia en el Primer Período Intermedio hasta el final de la historia egipcia.

•  Karnak- es una pequeña población de Egipto , situada cerca de la ribera oriental del río Nilo . Era una zona de la antigua Tebas que albergaba el complejo religioso más importante del antiguo Egipto .

•  Hapuseneb- Hapuseneb sería el hombre más importante durante la mayor parte del reinado de Hatshepsut, y hasta ahora el único caso conocido de una persona que aunase en sí mismo el cargo de Visir y el de Sumo Sacerdote de Amón , ostentando pues el máximo poder judicial, administrativo y religioso de las Dos Tierras ( Antiguo Egipto ).

•  Senenmut- arquitecto y canciller real que alcanzó notable importancia durante el reinado de Hatshepsut , faraona de la dinastía XVIII de Egipto

•  Thuty- Artista muy importante durante el reinado de Hatshepsut

•  Nehesy- Nehesy , fue el primer gobernante de la dinastía XIV de Egipto . Su nombre significa el nubio , aunque es seguro que este soberano sólo reinó en el delta del Nilo .

•  Ineni- arquitecto y oficial del Imperio Nuevo del Antiguo Egipto .

•  País de Punt- Punt es un antiguo territorio situado en la costa africana del océano Índico , posiblemente, pues no ha podido ser localizado con certeza. A este país enviaban barcos muchos reyes para obtener materias primas.

•  Deir el-Bahari- un complejo de templos funerarios y tumbas que se encuentra en la ribera occidental del río Nilo . En Deir el-Bahari se encuentra el singular templo de la reina Hatshepsut

•  Hathor- Diosa egipcia del amor, de la alegría, la danza y las artes musicales. Era la esposa del dios Horus .

•  Heliópolis- fue una importante ciudad del Antiguo Egipto . La ciudad estaba situada al nordeste de la ciudad de El Cairo .

•  Luxor- es una población egipcia edificada sobre las ruinas de la ciudad de Tebas , la que fue capital del Imperio Nuevo del antiguo Egipto .

•  Nefertiti- fue una gran reina de la dinastía XVIII de Egipto , Gran Esposa Real de Ajenatón . Su belleza fue legendaria.

•  Tutankhamon- fue un faraón perteneciente a la dinastía XVIII de Egipto . Su reinado se caracterizó por un retorno a la normalidad en el plano socio-religioso después del interludio protagonizado por Akhenaton.

•  Hieratismo- Entendido tal como la representación tranquila y ambigua, y una inmovilidad, casi de reposo. Las figuras parecen esperar impasibles el paso del tiempo, prácticamente inexpresivas. El arte egipcio no pretende expresar movimiento. Si la estatua está de pie, sus brazos reposan a lo largo del cuerpo, y normalmente está apoyada sobre un pilar. Si es sedente, las manos irán apoyadas sobre las rodillas. La rigidez en el gesto indica eternidad.

•  Tiy- fue reina, esposa de Amenhotep III, de la XVIII Dinastía , y una de las mujeres más carismáticas de la historia egipcia.

•  Horemheb- fue el último faraón de la XVIII Dinastía egipcia; gobernó las Dos Tierras durante unos 27 años

•  Ramsés II- es el tercer faraón de la Dinastía XIX de Egipto , y gobernó unos 66 años. Fue un gran guerrero, y un gran constructor.

•  Seti I- Rey de la XVIII dinastía, padre de Ramsés II.

•  Muwatali- Rey hitita, que lchó contra Ram´ses II en la Batalla de Kadesh.

•  Ramesseum- Templo funerario de Ramsés II.

•  Sala hipóstila- Es la sala cubierta y sostenida por columnas de los templos egipcios a la que tiene acceso la aristocracia. Está ubicada a continuación de la sala hipetra y previa al sancta sanctorum

•  Virrey de Nubia- Un virrey es una persona que gobierna en nombre del rey (Faraón en este caso) un país o región. Deberían ser muy importantes en el imperio Nuevo, en el que Egipto estaba en el periodo en el cual más territorio abarcaba

•  Consejo Kenbet- Consejo con carácter judicial y administrativo. Presididos por un Visir en Menfis y Tebas.

•  Ptah- "Señor de la magia", era un dios creador en la mitología egipcia

•  Ba- En el Antiguo Egipto, uno de los principios espirituales que componen al ser humano según los egipcios, a veces mal traducido como alma.

•  Ka- en el Antiguo Egipto, uno de los principios o fuerzas espirituales de que está compuesto el ser humano. A veces se traduce como el "doble" y tiene que ver con la potencia vital.

 

Bibliografía utilizada:

.  Sanmartín, J y Serrano, J.M. Historia Antigua del Próximo Oriente, Mesopotamia y Egipto.

.  Pérez Largacha, A. Historia Antigua de Egipto y Próximo Oriente.

.  VVAA. Manual de Historia Universal. Tomo II. Antiguo Oriente.

.  González Wagner, C. Temas del Curso Superior de Egiptología (IVCH) referentes a Historia del Antiguo Oriente.

•  Vázquez Hoys, A. Historia del Mundo Antiguo y Próximo Oriente.

 

Marta Gracia Pérez Torres

Registrado en la propiedad intelectual. Puede utilizarlo citando la fuente.

 

 

Egiptodreams y todo su contenido está registrado en la propiedad intelectual